Cocaine

cocaine En cuestión de semanas llegará al mercado británico una nueva bebida energética, ‘Cocaine’ o Cocaína, en español destinada a los consumidores jóvenes. La dosis o mejor, el bote de ocho onzas contiene un 350 por ciento más de cafeína que sus competidores. La tormenta de protestas aumenta en Gran Bretaña por los efectos de beber Cocaína y las consecuencias de un producto que produce las mismas sensaciones que un colocón.

Los creadores de Cocaína, la compañía Ockey Cokey, afirman que en los EEUU este exitoso producto se ha presentado como una “alternativa legal” a la cocaína, según publica el periódico 

La bebida, tal y como se vende en norteamérica, contiene wasabi y canela, una mezcla que vuelve insensible la garganta y los dientes, como sucede cuando se consume cocaína.

Esto es precisamente el principal argumento de sus críticos que opinan que la bebida lo único que hace es acercar a los más jóvenes a las drogas.

Las bebidas energéticas son muy populares entre los estudiantes, los trabajadores que hacen turnos nocturnos, conductores y personas que necesitan estar durante periodos prolongados sin dormir.

La estatua de la libertad

claralibertad

Francia regaló a Estados Unidos la Estatua de la Libertad, símbolo de la libertad para los oprimidos. Se encuentra en la ciudad de Nueva York en Estados Unidos. Este monumento es un regalo hecho el cuatro de julio de 1884, por el pueblo francés al de Norteamérica, en conmemoración a la alianza hecha por las dos naciones durante la Revolución Norteamericana.

Fue el historiador francés, Edoard de Laboulaye, quien propuso desde 1865 que su país hiciera un regalo conmemorativo a los Estados Unidos de Norteamérica, en ocasión del primer centenario de la firma de la Declaración de Independencia.

Aunque los aliados franceses de ese tiempo protestaron por la iniciativa, el escultor Frederic-Auguste Bartholdi viajó a tierras norteamericanas para entrevistarse con las autoridades. Un monumento como el que se proyectaba, tenía un costo demasiado elevado, por lo que se integró una Unión Franco-Americana para reunir fondos.

El costo total de la estatua, que fue de un millón de francos fue cubierto en su totalidad por el pueblo francés. Mientras tanto, los norteamericanos aportaron los 250 mil dólares necesarios para el pedestal.

La idea de que la república francesa hiciera un regalo a los ciudadanos estadounidenses se le ocurrió al escultor Frédéric Auguste Bartholdi una noche de verano de 1865, mientras cenaba en casa de un historiador francés.Seis años más tarde, durante un viaje a Nueva York, Bartholdi, que a la sazón contaba 37 años, descubrió el perfecto emplazamiento para la estatua: la isla de Bedloe, en la parte alta de la bahía de Nueva York, un lugar visible para todos los barcos que acudieran al puerto.La elección del rostro de la estatua dio muchos quebraderos de cabeza a Bartholdi, que finalmente se decidió por darle las adustas facciones de su madre, una fanática protestante que había vuelto loco a su hijo, literalmente hablando, al prohibirle casarse con la mujer a la que quería: una judía.Otro problema era encontrar los materiales adecuados para construir una estatua que resistiera la intemperie y, a la vez, fuera ligera para transportarla por el mar, y se inspiró en el Coloso de Rodas, que era hueco, revestido en bronce, él uso laminas finas de cobre.

En su mano derecha, en posición elevada, la divinidad representada en la estatua porta una antorcha iluminada; en su mano izquierda, lleva la tablilla de la ley que lleva inscrita con números romanos la fecha del 4 de julio de 1776. Además, una cadena rota se encuentra a sus pies. La Estatua de la Libertad fue constituida en monumento nacional en 1924 y su mantenimiento está bajo la responsabilidad del National Park Service.

La figura está hecha de un armazón de cobre de 2.4 milímetros de espesor, y su soporte es una plancha de hierro diseñada por Alexandre-Gustave Eiffel creador de la Torre Eiffel de París. El proceso de su elaboración requirió a Bartholdi construir un modelo de tres metros, el cual fue aumentado hasta hacer una figura de 11 metros de alto dividida en secciones.

Cada sección fue posteriormente aumentada también y al final todas ellas fueron colocadas en su sitio en la estructura central. La Estatua de la Libertad mide alrededor de 46 metros de altura y pesa 225 toneladas. 

La estatua había de alzarse sobre un pedestal tan alto como ella, con lo que llegaría a elevarse unos 93 m sobre el nivel del suelo. Pero no se había logrado reunir más que la mitad del dinero necesario para construir el pedestal. El editor Joseph Pulitzer lanzó una campaña animando a que se hicieran donativos para esta causa y publicaba en su popular periódico, el New York World, los nombres de cuantos iban contribuyendo a la obra, con mucho o poco dinero. Finalmente, 121.000 personas aportaron más de 100.000 dólares. La Estatua de la Libertad llevaba 15 meses embalada cuando se concluyó su pedestal. Las piezas se desembalaron y se fueron montando sobre la estructura de Eiffel, de abajo arriba, sin andamiaje externo. El 28 de octubre de 1886, la Libertad por fin elevó su antorcha sobre su nuevo hogar.

El año pasado sufrio un ataque de vandalismo, que no fue detectado por los sistemas de seguridad. Seguramente se trato de un gran escultor. Destruyo completamente el rostro original. En su lugar, inspirado por Urania, la musa celestial, esculpio un bello rostro, que las autoridades han decidido conservar a lo largo de este siglo XXI, o cuando los estandares de la belleza pudieran tener un cambio significativo.

Como quitar el hipo

.

Muchos habréis oído los remedios caseros y leyendas urbanas que corren por ahí sobre como quitar el hipo, que si estar un rato sin respirar, beber sorbos de agua boca abajo o el ya conocido por todos, un susto, todas ellas de dudosa fiabilidad.

Antes de dar el truco maestro para quitar el hipo, vamos a entenderlo un poco mejor para hacernos una idea a través de esta ilustración:

hipo

Y aquí viene, según la revista New Scientist la única forma científica de evitar el hipo es respirar dióxido de carbono, ¿y como podemos respirar dióxido de carbono?, pues muy fácil, teniendo en cuenta que lo que nosotros espiramos es dióxido de carbono, podemos utilizar una bolsa, y tapándonos la nariz y la boca con ella inspiramos y espiramos unas cuantas veces hasta que notemos que cada vez nos cuesta más respirar, ese será el punto en el que nuestro hipo habrá sido eliminado por completo.

Yo al principio, como la mayoría de vosotros, no me lo creía, hasta que lo hice y resultó mágicamente, por eso os lo dejo aquí, para cuando tengáis un ataque de hipo de este tipo podáis solucionarlo rápidamente.
Read more: http://www.comohacer.eu/curiosidades/como-quitar-el-hipo/#ixzz0UlnwnPTi

Martes 13

ojos+de+gato

En las culturas de España, Grecia y los países de Latinoamérica, el martes 13 es considerado un día de mala suerte. Hay mucha gente con fobia a este día, que no viaja a ningún lado por superstición. La fobia a este día se llama Trezidavomartiofobia o Triscaidecafoba.

Las connotaciones negativas que se le dan al martes 13 no tienen fundamentos científicos, por lo cual se debe tener muy claro que sólo se trata de un mito.

Incluso hay mucha gente que lo ha tomado al revés, por lo cual dentro de sus creencias, lo consideran como un día de buena suerte. Tanto así, que durante ese día muchos apuestan por ese número en los juegos de azar.

Las connotaciones aplicadas a este día son iguales a las del viernes 13 en las culturas anglosajonas o el viernes 17 en Italia.

Por su lado el número trece desde la antigüedad fue considerado como de mal augurio ya que en la Última Cena de Jesucristo, había doce apóstoles y el que murió, Jesucristo, fue el número 13. La Cábala enumera a 13 espíritus malignos, al igual que las leyendas nórdicas; en el Apocalipsis, su capítulo 13 corresponde al anticristo y a la bestia. También una leyenda escandinava cuenta que, según la misma tradición, en una cena de dioses en el Valhalla, LoKi, el espíritu del mal, era el 13° invitado. En el Tarot, este número hace referencia a la muerte.

POR QUE EL MARTES

Por su parte, la combinación con el día Martes tiene su origen a finales de la Edad Media. El martes 29 de mayo de 1453 cayó la ciudad de Constantinopla. Según parece, el papa y las Repúblicas de Venecia y Génova enviaron una flotilla de ayuda a la ciudad sitiada, pero ésta caería antes de que llegaran. Cuando la flota de socorro iba a entrar por el estrecho de los Dardanelos, se cruzaron con unos pocos barcos de refugiados que huían de la ciudad conquistada; al preguntar cuándo había caído, éstos respondieron que el Martes. La caída de Constantinopla supuso un profundo trauma para las potencias cristianas, y el día de su caída, el Martes, asociado además al dios de la guerra pagano, pasó a considerarse de mala suerte.

Martes es una palabra que desciende del nombre del planeta Marte, que en la Edad Media lo llamaban “el pequeño maléfico” y que significa voluntad, energía, tensión y agresividad. Marte, ( o Ares según la mitología griega), es el dios de la guerra, por lo cual el día martes está regido por el planeta rojo, el de la destrucción, la sangre y la violencia. Además, la leyenda dice que un día martes 13 se produjo la confusión de lenguas en la Torre de Babel.

fuente: wikipedia