Ensalada nizarda o niçoise.
Ensalada nizarda o niçoise.

 

La ensalada nizarda o niçoise es una de esas recetas completas que cuentan con un amplio abanico de elementos, desde verduras y hortalizas, a encurtidos y trozos de pescado. Es propia de la cocina de la región francesa de Niza y muy popular. Incluso a veces la convierten en bocadillo, con un típico panecillo de bola, que llaman pan bagnat y que se sirve en cafeterías. La receta tradicional consta de anchoas, y a veces de atún, huevos duros, cebolletas, aceitunas negras, albahaca, tomates, pimientos y una mezcla de hojas verdes para ensalada (el llamado mézclum​). Pero también le añaden judías verdes cocidas, alcaparras, o el corazón de unas alcachofas. En las versiones aún menos canónicas se incluyen patatas cocidas, queso, arroz y hasta verduras salteadas. Es una señora ensalada muy mediterránea que puedes modificar a tu gusto, siempre que no te consideres un purista de la comida francesa, y que además ha sufrido muchas modificaciones y versiones. Perfecta como acompañamiento o un principal ligero.

Receta de ensalada nizarda

Ensalada de Niza.
Ensalada nizarda con judías verdes. Amanda Martin en Pixabay.

 

Ingredientes 4 personas:

  • 1 bolsa de mézclum de ensalada (Canónigos, lechuga roja, radicchio…)
  • Un puñado de rabanitos.
  • 1 lata de atún en aceite.
  • 4-6 anchoas.
  • 1-2 pimiento verde italiano.
  • 2 tomates.
  • Un puñado de olivas negras.
  • Un puñado de judías verdes cocidas (opcional).
  • 1 cebolla morada.
  • 2 huevos duros.
  • Un puñado de habas cocidas.
  • Albahaca fresca o perejil.
  • Aceite de oliva virgen.
  • Vinagre.
  • Una ramita de romero.
  • Sal.

Elaboración:

Es una ensalada fácil, cuyos ingredientes principales deberían ser el mézclum (mezcla de hojas verdes del supermercado, que lleve lechuga, achicoria, rúcula, escarola y radicchio), los huevos duros, la cebolla, los tomates y los pescados en conserva (anchoas y/o atún). Los elementos pueden ir en las cantidades que prefieras, pero es recomendable respetar un equilibrio y que estén bien repartidos por el plato. Normalmente se aliña con aceite de oliva, sal y pimienta, aunque hay cocineros que le añaden una vinagreta con unas hojas de romero. Los tomates y los huevos se suelen poner en círculo alrededor del plato, y los pescados en el centro de la ensalada.

1. Crea la base de la ensalada:

Lava el mézclum, escúrrelo, y crea una cama con él en la base del plato o la fuente en la que vayas a montar la ensalada. Añade por encima el atún escurrido. Repártelo bien. Pela y corta una cebolla morada en juliana. Añádela por encima. Haz lo mismo con el pimiento verde (cortado en jardinera o bastones finos y sin sus pepitas).

2. Reparte bien los ingredientes de la nizarda:

Ten cocidos los huevos duros (unos 10 minutos en una olla con abundante agua). Quítales la cáscara y córtalos en rodajas. Corta los tomates en cuartos o rodajas y añádelos. Esparce por encima de la ensalada el resto de ingredientes junto a los huevos (los rabanitos cortados por la mitad, las aceitunas, las habas cocidas y la albahaca picada). Por último, echa las anchoas escurridas en el centro. Hazlo de un modo que esté todo bien repartido por el plato. Elabora la vinagreta: pon en un recipiente un vaso de aceite de oliva virgen, medio de vinagre, sal, pimienta negra y unas hojas de romero. Remueve hasta que emulsione. Esparce la vinagreta por encima de la ensalada.

https://blogs.publico.es/recetas-caseras-nutricion-saludable/