Receta de pasta fresca con salmón ahumado

Pasta fresca con salmón ahumado, queso, cebolla y puerro caramelizado…

¿Oyes esa música?. Son tus intestinos entonando la Oda a la Alegría de Beethoven en flauta dulce. ¡Día de caprichos! Peccata minuta. Una ecuación perfecta: gastronómica delicia y mínimo esfuerzo… Uniremos lo mejor de Italia y Noruega: es la dieta “escandimediterránea”. Un encuentro furtivo entre Marco Polo y Lagertha, la reina vikinga.

Presentamos la fórmula madre de las recetas con pasta y salmón. La más fácil, pero igualmente sabrosa: no añadiremos nata, ni aguacate, ni alcaparras, ni salsas… Solo la simplicidad de una agraciada conjunción de sabores. La pasta en esta receta tiene que ser siempre fresca.

Receta de pasta fresca con salmón ahumado

 

"receta pasta salmon ahumado"

 

Ingredientes 2 personas:

  • Pasta fresca, preferentemente tallarines, 200 gr.
  • Salmón ahumado, 250 gr. Añadir la proporción al gusto.
  • Media cebolla y/o puerro.
  • Aceite de oliva.
  • Mantequilla (con moderación).
  • Queso rallado (mejor parmesano).

Elaboración de la pasta con el salmón ahumado:

1. Corta media cebolla finamente y póchala en la sartén, que se caramelice en un chorrito de aceite de oliva. A este plato se le puede añadir un poco de puerro, o hacerlo exclusivamente con él. Vigila eso sí que no se queme. A fuego suave, siempre.

2. Pon a hervir agua en una olla. Cuando entre en ebullición, añade los tallarines. Vigila que queden al dente. Con la pasta fresca que encontrarás en los supermercados, en apenas unos minutos ya podrás retirarlos del fuego: deja que se terminen de hacer al calor del agua.

3. Cuela la pasta y luego rehoga los tallarines en el sofrito. Unos minutos, que adquieran el sabor dulzón de los ingredientes.

 

elaboración de pasta fresca con salmón
Elaboración pasta fresca con sofrito. Pato confinado.

 

4. Añade entre media y una cucharada de mantequilla. No es el producto más sano de la Tierra, pero aportará una cremosidad y textura necesarias ya que los tallarines no llevan salsa. Échale un poquito de sal si lo crees necesario.

5. Corta el salmón ahumado en pequeños pedazos (dados o láminas), y calcula la proporción al gusto para cada plato. Recuerda que es un plato de pasta con salmón ahumado, no de salmón con pasta. Esta receta puede ir acompañada con gulas, que se habrán tenido que rehogar con la cebolla, si se opta por esta opción.

6. Emplata los tallarines, y cuando dejen de humear, añade por encima el salmón ahumado. Vigila que éste no se cueza y entonces pierda sus aromas.

7. Espolvorea queso por encima, y… ¡oulá!.

 

plato de pasta fresca con salmon ahumado
Plato final de la pasta fresca con salmón ahumado. Pato Confinado.

“¡Abrazaos millones de criaturas! ¡Que un beso una al mundo entero!”.

Oda a la Alegría.

 

JAVIER RADA

https://blogs.publico.es/recetas-caseras-nutricion-saludable/

Deja un comentario