De nacimiento

De nacimiento

Han dejado caer una lápida
Sobre el pensamiento incoloro
Del huido.

Han dejado cernirse al pánico
Y la razón incontrolados
Por los temblores.

Han ostentado el abanderamiento
De lo imponente fatal.

Han estado, desde los orígenes,
Al mando de las reflexiones
Inexistentes.

Sin haber parado nunca
En el umbral de una cueva.

Sin saber lo que es un agujero.

Sin haber mirado dentro,
Donde está el olor a lágrimas
Heridas.

José De Benito
Fotomontaje de Manuel Pérez Sanchez

Deja un comentario