Las guerras

Daniel Valencia

Tristezas con dolor, hambre y terror,

terminan con la vida, y sin despedida,

el amor es exterminado por la desgracia y el dolor,

las tristezas son eternas, para toda la vida, sin fin ni despedida,

empuñando un arma las esperanzas de un hombre yacen consumadas,

con una lágrima que rompe en dos partes el alma, tristezas y desgracias,

el sórdido sonido de las balas hace llamamiento a  vidas cercenar,

donde se escuchan gritos de voces inocentes, a causa de una guerra que no les pertenece,

el mismo demonio encarnado en hombre anhela destrucción, venganza y corrupción, porque simplemente le falta un corazón,

Y allí…

 

El poeta deja de escribir para matar, el cantante de entonar para callar y el payaso de reír para llorar.

Poetas Malditos

Imagen tomada de: www.vavel.com

Deja un comentario