Un paseo por la vagina

Una artista sudafricana ha recreado en tamaño gigante el órgano femenino para denunciar la opresión a la que fueron sometidas las presas en su país

Aunque pueda sonar porno, «Giant Walk-In Vagina» es una exposición que busca remover la conciencia social; arte con una dosis de crítica social. Está ubicada en una antigua prisión de mujeres en Johannesburgo (Sudáfrica), remodelada ahora en una vagina gigante. La artista Reshma Chhiba ha elaborado esta creación con un túnel de algodón y terciopelo, que mide unos 12 metros de largo, según publica «Bild».

Un paseo por la vagina

AFP

Los visitantes, que entran a la obra descalzos, se encuentran primero unos hilos de lana negros que tienen que cruzar. «Quitarse los zapatos antes de entrar es una muestra de respeto y lo convierte en un lugar santo», comenta su creadora. Después, escuchan varios gritos y risas bulonas. «Este es un lugar donde las mujeres fueron encarceladas y oprimidas», señala Chibba, de 30 años. «La vagina grita contra la codicia, ahora se burla del sitio por antes haberse reído de ella». En la prisión estuvieron retenidas algunas famosas luchadoras que se rebelaron contra el apartheid, entre ellas la exesposa de Nelson Mandela.

La artista se ha propuesto hacer arte llevándolo al extremo, utilizando en esta ocasión el problema de las violaciones masivas en Sudáfrica. Cada año se registran más de 65.000 casos.

«Ciertamente no ha sido mi intención provocar controversias», señala Chibba. Sin embargo, la exposición no ha gustado a muchas personas en su país de origen. Benathi Mangqaaleza, asistente del museo en el que se ha convertido la antigua cárcel, dice: «Es pornografía, ha llegado demasiado lejos». Una radio hindú de una minoría religiosa del país, la ha acusado de blasfemia.

http://www.abc.es/cultura/arte/

Deja un comentario