¿Qué onda con los zombis?

¿Qué onda con los zombis?

Es demasiado intenso para ignorar. Aunque quieran evitarlos de pronto uno se encuentra en la misma circunstancia que las víctimas de estos muertos vivientes, huyendo desesperadamente de ellos para no acabar infectada y parte del cataclismo que inevitablemente acabará con el mundo como lo conocemos.

Hay un par de películas de zombis en la vida que me han cautivado, pero principalmente por malas o por divertidas. La primera tiene más años que la mayoría de ustedes y se llamaba La noche del cometa, donde la estela de un objeto espacial dejaba a todos o muertos o infectados. La segunda es más reciente, protagonizada por Emma Stone, Jesse Eisenberg Woddy Harelson y el inigualable Bill Murray, pero hay que admitir que Zombieland, ante todo, es una gran comedia (que por cierto, ya están trabajando para la televisión).

Pero eso no es nada. Lo que está ocurriendo alrededor de The Walking Dead es impactante. Desde el 2010 que decidieron en AMC convertir estos cómics en una serie que ha enloquecido a la gente a niveles que no habíamos visto antes. La primera temporada solo tuvo seis capítulos y la amenaza de un verdadero apocalipsis era lo menos que pasaba por las bocas y comunicaciones escritas de los fans al no saber si volvería. Deberían saber que los zombis siempre regresan. Que no hay apocalipsis definitivo y que siempre habrá alguno más astuto que tiene el bien de su lado, si por bien definimos no querer morir una cruenta e infecciosa muerte en vida, llevándose hasta a tu madre en el camino.

Los realizadores de Residen Evil la película, Paul W.S. Anderson y su esposa Milla Jovovich, saben que podrán seguir haciendo una y otra de la serie basada en los videojuegos, porque siempre habrá un público dispuesto a matar por ver lo que sigue. Así como cuando yo quise matar a mi primo y a toda su banda por obligarme una tarde de domingo a ver 28 días después. Y yo que pensaba que iba a ver a Sandra Bullock luchando contra el alcoholismo, en su lugar me vi ante la implosión de la humanidad como la conocemos y comencé a sentirme “paranoide” respecto a quién en el lugar podría ser portador de un virus que haría que llegara a casa a comerme a mi perro. No estuvo padre, pero fue inolvidable la sorpresita. Luego me llevaron a ver Exterminio y sí, acabaron con mis resistencias. Lo bueno es que por un mes y medio le tuve miedo a lo inexistente y no al crimen organizado.

¿Y qué tal la respuesta a Dawn of the Dead? Ésta viene cocinándose desde La noche de los muertos vivientes en 1978. Y a la gente no le alcanza para llenarse de zombis. Eso es lo que logra Gorge A. Romero cuando lo mezclas con un fanatismo tal que hay ya varios que lo han tratado de registrar como religión. Ni que fuera La guerra de las galaxias, caray.

El hecho es éste: Los zombis, aunque nunca se han ido, son sin duda lo de hoy. Desde Rec hastaMi novia es un zombi, no hay forma de dejarlos de lado. Hay desde nazis zombis, (¿qué nos les daban suficiente miedo ya por el mero hecho de ser nazis?) Hasta “Tu madre se ha comido a mi perro”.

Sé que tocando un tema tan apasionante para tantos, voy a generar ira por haber omitido a algunos, pero son miles de producciones y millones de enardecidos seguidores. Y la tendencia va al alza. Nadie había podido hacerme entender por qué esta es la tendencia más llena de fanáticos y seguidores en la televisión y el cine, hasta que MTV me hizo recapacitar. No es el MTV de estos tiempos, ni de lejos. Fue el primero, ese que nos tenía pegados a la televisión por horas, hasta que por fin se nos hacía y salía el que hasta la fecha considero uno de los mejores cortometrajes de todos los tiempos. Está bien fanáticos. Tal vez Michael Jackson me lo explicó todo desde el principio de los 80, pero para mí, nada ha superado a “Thriller”.

POR CIERTO

¿Sabían que Max Brooks, el autor de Cómo sobrevivir una invasión zombi y de World War Z(próxima película de Brad Pitt) es el hijo de Mel Brooks, el gran comediante que nos ha dado cintas como The Producers?

Susana Moscatel/mileniodiario

Deja un comentario