Ángulos del amor posible

Ángulos del amor posible Y el fantasma vino corriendo y me atravesó. Cuando quise verlo, ya no estaba. Ahora, dos pulsos me habitan y mi sombra algunas veces me besa en plena boca.

Lilian Elphick

http://www.uncuentoaldia.es

Deja un comentario