Y cuando está rocanroleando, es la dueña del lugar

Y cuando está rocanroleando, es la dueña del lugar
Botero

México es, sin duda alguna, el único país del mundo que celebra una derrota futbolística en la cancha con marchas por la calle, pitos al aire y banderas al viento. Lo que hay que ver.

También debe ser el primero en emitir, bajo égida oficial, un manual para su sistema escolar dando instrucciones para que maestros y alumnos sepan conducirse en el caso de que un ataque armado, una balacera, tenga lugar en las inmediaciones de la escuela o dentro de ella.

El contenido de este vademécum es realmente irrelevante. Se trata de un compendio de lugares comunes y recomendaciones de la razón más elemental: conservar la calma, no caer en pánico, tirarse al piso, no asomarse a las ventanas, eventualmente no pretender tomar imágenes con las cámaras grabadoras que hoy vienen con cada teléfono celular. Si aparece algún padre alarmado por la balacera, hay que dejarlo entrar.

El asunto es de actitud. Aflojando el cuerpo y cooperando, dice la conseja popular que debe ser nuestra conducta ante una violación inminente. Eso aconseja en otras palabras el manual generado en la secretaría estatal de Educación de Nuevo León.

¿Estamos aceptando la inevitable realidad de que el Estado es incapaz de garantizarnos la seguridad y el sosiego para que cada uno de nosotros hagamos lo que tenemos que hacer, los maestros enseñar, los estudiantes estudiar, los trabajadores trabajar, los médicos curar y los constructores construir? Me recuerda a la obra de mi maestro Usigli, El gesticulador.

Nos estamos convirtiendo en máscaras, apariencias vivientes, ficciones animadas artificialmente. En la incapacidad de enfrentar realidades ingratas e incómodas, los que tienen la obligación de garantizarnos las condiciones para que suceda todo lo que se enumera arriba ofrecen el sacrificio de la docilidad: hay que acostumbrarse a vivir con la violencia inesperada, implacable, indiscriminada, criminal. Porque ellos no pueden enfrentarla. y eso.

Felix Cortes Camarillo=cancionero=mileniodiario

Deja un comentario